jueves, 18 de junio de 2015

Su ciudad escaparate



 Toda la vida en las sociedades donde rigen las condiciones modernas de producción, se manifiesta como una inmensa acumulación de espectáculos. Todo lo que antes se vivía directamente, se aleja ahora en una representación".
En los tiempos modernos los ingenieros del fascismo democrático, llegan al punto de diseñar la vida social, que es concebida como una vida paseando por centros comerciales o llenando el estómago en restaurantes o bares. Poco a poco envenenaron nuestros cuerpos con su comida llena de agrotóxicos y sus drogas, además de mantener a las personas enfocadas en la tecnología y la vida virtual. Mientras nuestra mente va perdiendo coherencia a lo largo del tiempo y nuestro físico se debilita, intentan apagar la rabia a través de la representación del ocio (deportes, fiestas...)  
 El consumismo pasa a llenar el vacío, generado por la ausencia de espacios donde desarrollar actividades que fomenten el pensamiento, la creatividad y fortalezcan el apoyo mutuo entre diferentes personas.    
leer más [Amsterdam] reflexiones tras el desalojo de Tabakspanden    

Ir arriba

ir arriba