jueves, 30 de agosto de 2012

EDITORIAL: Ganó Puerto Rico

Con el triunfo del NO en la consulta del pasado domingo nuestro pueblo demostró que, contra viento y marea, sigue de pie. Portada CLARIDAD Ed. 3099 - "Ganó Puerto Rico"
Por Dirección de Claridad

martes, 21 de agosto de 2012
A contracorriente y enfrentando una brutal campaña oficial impulsada por los cuantiosos recursos del gobierno de Luis Fortuño y el Partido Nuevo Progresista (PNP), un amplísimo sector del pueblo puertorriqueño se reagrupó y se unió, durante las pasadas semanas y meses, como en los tiempos de la lucha de Vieques, para afinar un mensaje común que resultó en el impresionante triunfo de las opciones del NO en el referéndum del domingo pasado.

Masivamente, los electores rechazaron unas enmiendas a la Constitución de Puerto Rico para limitar el actual derecho absoluto a la fianza y alterar la composición legislativa, que habían sido impulsadas por el propio Luis Fortuño, aprobadas por la mayoría legislativa del PNP y entusiastamente defendidas por el candidato a gobernador por el Partido Popular, Alejandro García Padilla. Al cierre de esta edición de CLARIDAD, la Comisión Estatal de Elecciones ya había certificado los resultados de la contienda donde el NO contó con una amplia mayoría de votos frente al SÍ en ambas consultas; un detente contundente a la intención del gobierno de seguir recortándole derechos al pueblo.
Ya existía un precedente del año 1994, cuando una consulta con idéntico propósito de limitar el derecho a la fianza, también liderada por el PNP y su entonces gobernador Pedro Rosselló, había sido igualmente derrotada. Pero, como dice el refrán, es difícil convencer a quien no entiende de razones, por lo cual fue necesario que el pueblo se reiterara estruendosamente con sus votos para frenar otro posible atropello , de paso, asestarles un rudo golpe a los dos máximos líderes de los dos grandes partidos del País.
Al igual que en la ocasión anterior, muchos han atribuido la impresionante demostración del NO el pasado domingo a la llamada “virazón”, un cambio en el ánimo del electorado a pocos días de la consulta que destrozó los pronósticos de las encuestas que perfilaban un amplio triunfo para el SÍ. Pero en CLARIDAD consideramos que no hay tal cosa como “virazones” en asuntos tan complejos y medulares como los que se dilucidaban en esta consulta. Un resultado así nunca se debe únicamente a un simple cambio de estado de ánimo. Sí reconocemos que, en parte, fue la reacción espontánea y visceral de un amplio sector del País que está harto de los abusos, la corrupción, la incompetencia, las mentiras y la demagogia por parte del gobierno. Pero, sobre todo, fue el resultado del esfuerzo mejor organizado de educación y movilización desde la base que hayamos visto en mucho tiempo, con los individuos, grupos, organizaciones y partidos en oposición a la enmienda armados con un mensaje común que articuló la mayor y mejor información disponible sobre el tema, junto a sólidos y bien fundamentados argumentos
Desde el punto de vista financiero y de poder, no hay comparación posible entre los recursos disponibles para ambas opciones. La lucha por difundir el mensaje y movilizar a los electores fue abrumadoramente desigual, contando el SÍ con todos los recursos del gobierno y del PNP para desplegar una arrolladora ofensiva mediática, con anuncios a página completa y tiempo en horario estelar en prensa, radio y televisión, en un esfuerzo orquestado para manipular los sentimientos y emociones del elector, y no permitir que penetraran los razonados argumentos de la oposición. Por su parte, las fuerzas del NO, con infinitamente menos recursos, hicieron despliegue de inventiva y creatividad para educar al pueblo sobre la importancia de los asuntos en cuestión, multiplicando su mensaje de casa en casa, y de boca en boca, a través de visitas, charlas, comparecencias, caravanas, marchas, “performances” y distribución de material impreso, entre muchas otras. Se utilizaron al máximo las oportunidades de prensa, se contó con el crucial apoyo editorial de importantes medios comerciales y de medios alternativos como CLARIDAD. Se aprovechó magistralmente el alcance creciente del fenómeno en serie de las redes sociales, amplificando a nivel nacional su mensaje racional y sencillo. La mejor prueba de que el mensaje llegó fue que el NO prevaleció ampliamente a todo lo largo y ancho de Puerto Rico
CLARIDAD reconoce el gran esfuerzo patriótico que fue necesario para cuajar el triunfo del NO del pasado domingo. Requirió poner de lado los objetivos personales, electorales y organizativos de muchos, y elevarse por encima de prejuicios y diferencias para aglutinar respaldo y coordinar esfuerzos hacia ese solo fin. Fue crucial el trabajo del Comité de Pueblo en Defensa de la Fianza, encabezado por el Colegio de Abogados, y que aglutinó los diversos esfuerzos de importantes líderes políticos y de opinión, así como de sectores de estudiantes, trabajadores, sindicatos, comunidades, iglesias y religiosos, organizaciones políticas, profesionales, de abogados defensores, de derechos civiles y humanos, entre muchos otros. Los llamados partidos minoritarios, como el Partido Independentista Puertorriqueño (PIP), o los partidos emergentes como el Partido del Pueblo Trabajador (PPT), el Movimiento de Unión Soberanista (MUS) y el Partido Puertorriqueños por Puerto Rico, también desplegaron un gran trabajo, no sólo como portavoces del mensaje del NO, sino, además, en el monumental esfuerzo educativo y de movilización, y en el reclutamiento del ejército de trabajadores y funcionarios que defendieron los votos del NO en los colegios electorales en toda la Isla. Por otro lado, reconocemos la oportuna intervención de figuras como el exgobernador Aníbal Acevedo Vilá y el ex Juez Presidente del Tribunal Supremo, José Andreu García, quienes contribuyeron a la profundidad del debate sobre los asuntos en cuestión y ampliaron el poder de convocatoria a favor del NO en la consulta. También hubo cientos de líderes y afiliados del Partido Popular que, en abierto desafío a la posición sobre el referéndum expresada por su candidato a gobernador, se movilizaron a los colegios electorales como observadores o funcionarios, colaborando en la tarea de vigilar que se cumpliera con la voluntad del pueblo expresada en las urnas.
Para los que dudan de la capacidad y sabiduría de nuestro pueblo, los resultados del referéndum del pasado domingo reiteran que cuando los puertorriqueños nos unimos hacia un fin, y ponemos nuestra total voluntad para lograrlo, somos capaces de superar todos los obstáculos. En este referéndum estaban en juego derechos preciados del pueblo que no podían rendirse sin dar una buena batalla. Nuestro pueblo así lo entendió, dio la batalla y ganó. Esto, frente a la embestida brutal de un régimen de derecha que subestima nuestra capacidad de indignarnos, y de defendernos con dignidad y entereza de sus agresiones y atropellos. Otro que también subestimó a los puertorriqueños y le salió el tiro por la culata es el candidato a gobernador por el Partido Popular, Alejandro García Padilla, quien por puro oportunismo político se convirtió en rabiza de Luis Fortuño y se unió a las fuerzas del SÍ, dándole la espalda al clamor de la base de su partido y legitimidad a los que afirman que no posee el liderazgo ni la sustancia para convertirse en un líder de futuro para Puerto Rico.
Con el triunfo del NO en la consulta del pasado domingo nuestro pueblo demostró que, contra viento y marea, sigue de pie.
************
.Misión de Puerto Rico en Cuba

Claridad – El periódico de la nación puertorriqueña
www.claridadpuertorico.com
Red Betances- Información sobre Puerto Rico y sus luchas
www.redbetances.com

No hay comentarios:

Ir arriba

ir arriba