lunes, 15 de junio de 2015

Argentina - HACE 10 AÑOS, LA CORTE SUPREMA ABRÍA EL PROCESO DE MEMORIA, VERDAD y JUSTICIA


 El 14 de junio de 2005 la Corte Suprema de Justicia de la Nación declaraba inconstitucionales las leyes de Obediencia Debida y Punto Final, en un fallo histórico que aceleró los juicios a más de un centenar de represores, permitió nuevas detenciones por violaciones a derechos humanos y abrió el proceso de Memoria, Verdad y Justicia.
Gracias a esta declaración de inconstitucionalidad de leyes de la impunidad hoy se desarrollan en el país 14 juicios en los juzgados  represores y civiles cómplices de la dictadura, entre ellos funcionarios judiciales y empresarios.
El fallo, que puso fin al debate sobre la válidez de las leyes contó con amplia mayoría de 7 votos y se basó en pactos internacionales y en la imprescriptibilidad de los delitos de lesa humanidad. 
El veredicto del máximo tribunal sentaba precedente para las demás causas abiertas a represores, como la del ESMA y Primer Cuerpo del Ejército, reimpulsadas con la declaración de nulidad de las leyes en el Congreso Nacional, en agosto de 2003.   
El planteo llegó a la Corte después que la Cámara Federal avaló la inconstitucionalidad de las normas dictadas por primera vez por el juez federal Gabriel Cavallo.
por Colectivo Ex P. Pol. Sobrev-Rosario 

Ir arriba

ir arriba