sábado, 27 de marzo de 2010

Nicaragua: Presidente Ortega entrega 4,094 títulos de propiedad a los trabajadores cañeros

El presidente de Nicaragua, comandante Daniel Ortega Saavedra, entregó la noche del viernes 4 mil 94 títulos de propiedad a familias trabajadoras de la caña de azúcar, ahora propietarios de las acciones de los ingenios privatizados a su favor, consignó el portal oficial El 19 Digital.

Los beneficiados son 3 mil 386 familias trabajadores del Ingenio Javier Guerra Báez, ubicado en Nandaime, que las convierte como co-propietarias de esa empresa agroindustrial, así como 398 familias de El Viejo y 310 del municipio de Rivas.

En la actividad participaron la coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía para el Desarrollo y el Bienestar Social, compañera Rosario Murillo Zambrana; el presidente de la Comisión de Verificación, Reconciliación, Paz y Justicia, cardenal Miguel Obando y Bravo; el presidente ejecutivo del FISE, Nelson Artola; el procurador general de la República, Hernán Estrada y la Intendente de la Propiedad, doctora Yara Pérez.

En su intervención, el cardenal Miguel Obando y Bravo se refirió al valor de la solidaridad, señalando que debemos siempre imitar a Cristo quien fue siempre solidario, sobretodo con las personas pobres. Asimismo citó el pasaje de San Mateo 14:13-21, en donde se relata cuando Jesús da de comer a 5 mil hombres multiplicando el pan y el pescado.

Por su parte, el procurador general de la República, Hernán Estrada, expresó que el Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional, que encabeza el comandante Daniel no se olvidó de este sector que estaba abandonado.

Indicó que a partir de este viernes el Gobierno del Poder Ciudadano los reconoce como dueños del Ingenio Javier Guerra Báez.

Recordó que luego que se firmaron los Acuerdos de Concertación en octubre de 1990, un total de 351 empresas agrícolas y agroindustriales fueron vendidas, privatizadas, pero no a favor de los pobres, sino despojadas a favor de unos pocos.

Estrada señaló que este gobierno les reconocerá el título de co-propietario y también serán beneficiados por el acuerdo suscrito el 9 de julio del año pasado y a la escritura firmada por los representantes de los trabajadores de la caña en diciembre pasado.

El comandante Daniel Ortega Saavedra entregó el primer título de propiedad a Juan Torres, presidente de la Asociación de Cañeros Unidos.

Torres agradeció al gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional y a las instituciones que hicieron posible la titulación de las propiedades. Señaló que los cañeros han sido beneficiados como nunca antes en el pasado y recordó que los gobiernos neoliberales los mandaron a las calles y a pelear en los tribunales por sus propiedades.

En su intervención el mandatario nicaragüense destacó la lucha que durante dieciséis años mantuvieron los trabajadores de la caña, por impedir ser despojados por las propiedades que la revolución les había otorgado.

Señaló que a partir del 25 de abril de 1990 los gobernantes neoliberales venían con un espíritu egoísta, de favorecer al rico y no reconocerles sus derechos a los pobres.

El líder sandinista recordó que los gobernantes neoliberales privatizaron las empresas y cooperativas que estaban en manos de campesinos y trabajadoras, ofreciendo las propiedades al mejor postor, pero con coima incluida de parte de los funcionarios.

Señaló que la corrupción acompañó en todo momento esos procesos de privatización.

El comandante Daniel destacó la lucha de los trabajadores de la caña de azúcar, que no se quedaron impasibles ante estas injusticias y defendieron las propiedades y sus derechos.

Reconoció que si los trabajadores no hubieran librado la batalla no se hubieran logrado los compromisos de palabra y firmaron los acuerdos porque estaban en la calle defendiendo sus derechos y porque los acompañaba en esas batallas el Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN).

El comandante Daniel dijo que las autoridades de ese entonces firmaron los acuerdos, pero no los cumplieron y lo que hicieron fue buscar otras formas de perjudicarlos, a través de los juzgados con demandas a los trabajadores y campesinos para despojarlos de sus empresas y sus tierras, desalojarlos e incluso hasta matarlos.

Recordó a aquellas personas que murieron dando esta batalla, ya que esta victoria es de ellos.

Dijo sentirse orgulloso de haber otorgado hasta la fecha títulos a más de 50 mil familias en el país y de haber reconocido títulos de propiedad a las comunidades de los pueblos originarios de la costa Caribe.

Daniel recomendó no vender el derecho que tienen de ser co-propietarios del ingenio azucarero, ya que sobrará quien se acerque con intenciones de comprárselos.

Indicó que el gobierno acompañará esto como un proyecto que signifique capitalizar ese capital semilla con el que cuentan. Señaló que si es apoyado con proyectos, programas, inversiones, ese capital semilla producirá más y eso los beneficiará a sus familias.

Destacó que es una oportunidad extraordinaria la que se les presenta a los trabajadores y trabajadoras heróicos y heróicas de ir adelante con esta empresa, gracias al esfuerzo, la lucha, la tenacidad de ellos mismos.
Fuente: La Primerísima

Ir arriba

ir arriba