viernes, 19 de marzo de 2010

Brasil: Rio defiende los recursos del crudo

Rio marchó por la defensa de recursos. A pesar de la lluvia que cayó toda la tarde, más de 100.000 personas se reunieron en el centro de Rio de Janeiro para defender el derecho de su estado a beneficiarse con las regalías del petróleo (royalties).

Convocada por el gobernador de la provincia, Sergio Cabral, y los alcaldes de Rio y las principales ciudades del estado, la manifestación se concentró en torno a la iglesia de la Candelaria y marchó por la principal avenida del centro hacia la plaza Cinelandia.

La marcha de protesta contra la "injusticia" cometida contra Rio tuvo un blanco individual, el diputado Ibsen Pinheiro, autor de la ley que retiró los recursos que pagan las compañías petroleras al estado, quien fue motivo de carteles agresivos o burlones.

También estuvieron presentes, además de las autoridades convocantes, los ministros del Trabajo, Carlos Lupi, y del Medio Ambiente, Carlos Minc, ambos con actuación política centrada en Rio de Janeiro.

El gobernador del estado de Espírito Santo, Paulo Hartung, cuyo estado también perderá recursos, participó desde el principio en la manifestación.

Nutridas delegaciones de las principales ciudades de la región norte del estado, donde se concentra la actividad de extracción de petróleo, llegaron en autobuses a la ciudad, para participar en la protesta.

El objetivo de la manifestación es presionar al Senado brasileño, en cuyas manos está aprobar, rechazar o modificar el proyecto enviado por la Cámara de Diputados, que establece la división igualitaria de los "royalties" entre los 27 estados del país.

Con ello, Rio de Janeiro pierde recursos del orden de los 4.240 millones de dólares al año, que recibe como compensación por producir el 85 por ciento del petróleo extraído en todo Brasil.

También resultan perjudicados, aunque en menor proporción, los estados de Espíritu Santo y Sergipe, muchos de cuyos municipios dependen de la renta del petróleo para equilibrar sus cuentas

InSurGente

Ir arriba

ir arriba