sábado, 1 de mayo de 2010

ELN:Primero de Mayo: ¡Por la Unidad, Soberanía y Democracia!

Unidad lucha y Resistencia de todo el Pueblo

La histórica jornada que representa la conmemoración del Primero de Mayo expresa la lucha reivindicativa y de homenaje a los Mártires de Chicago por su participación en la consecución de la jornada laboral de las ocho horas, que tuvieron su origen en la huelga iniciada el 1 de Mayo de 1886 que en su punto más álgido el 4 de mayo desembocara en la Revuelta de Haymarket.

Los trabajadores y trabajadoras de todo el mundo han construido la riqueza que hoy disfrutan unos pocos, incluso han levantado aquellos edificios y monumentos que hacen ver invencibles y poderosos a quienes someten a los pueblos. En el actual momento de Colombia y el mundo millones de hombres y mujeres se encuentran sin empleo y en condiciones precarias de vida.

El Sistema Capitalista no ha dado salida a esta problemática, hoy en su crisis el sistema responde a esto con una mayor sobreexplotación y represión de las voces y luchas que se levantan contra esta realidad, Colombia es un buen ejemplo de esta situación. Sin embargo la lucha inclaudicable por el cambio de civilización que requiere la humanidad y esta se materialice en el nuevo sistema económico, social y político para nuestros pueblos, no solo es necesario sino impostergable.

Colombia es un país que está sumido cada vez más en la pobreza: más de 20 millones de personas y más de 8 millones en la indigencia y en el desempleo, como resultado del Modelo económico y político impuesto y agudizado por la violencia desenfrenada del régimen uribista, que quiere imponerse por encima de los intereses de las grandes mayorías.

La política de Seguridad Democrática impuesta por el Gobierno del Terrorismo de estado y la inequidad, desfigura los problemas de las grandes mayorías nacionales haciendo más complejas y prolongadas las insatisfacciones del pueblo y los sectores medios del País.

Durante siete años el salario mínimo en Colombia ha sido definido por decreto y este mecanismo consulta los intereses de los patronos y no de los trabajadores; es decir, lo esencial en la definición del salario, no es la grave crisis económica que afecta a los trabajadores, sino que guarda celosamente el nivel de garantías en la ganancia capitalista y esa realidad se adorna con un lenguaje técnico y politiquero donde el gobierno define.

Mientras el Dane quien sigue perdiendo credibilidad, muestra la cifra de de 11.7% de desempleo en el país, la verdadera cifra de desempleo esta por el 14.9%.

Actualmente las mayorías se debaten entre la desesperanza y el esfuerzo diario por sobrevivir.

La llamada “confianza inversionista” y la instalación de las bases militares gringas, contribuyen de manera sistemática a la prolongación de la aguda crisis económica, social y política de la patria. La venta del patrimonio nacional y permisividad con que se consiente el saqueo de los recursos naturales hace parte de esta macabra práctica que sirve además al desconocimiento de las prestaciones sociales de los trabajadores generando un tipo de inestabilidad laboral y corrupción que sirve a sus intereses.

El actual régimen ha convertido a Colombia en el país más peligroso del mundo para ejercer la actividad sindical pues en estos últimos años la cifra de asesinatos a dirigentes sindicales bordea los doscientos sin muestras de esclarecer con investigaciones dichos crímenes pues han sido cometidos por los organismos de represión del estado.

Recordemos como el Das entregaba informes sobre la actividad sindical al mismo parapresidente, o como la multinacional drummond en el norte del país esta siendo investigada por el asesinato de dos lideres sindicales, o como a lo largo de estos últimos 8 años diversos sectores sindicales han soportado una feroz matanza de sus dirigentes.

La desesperanza y el sin futuro de quienes amenazan con el continuismo de la inequidad, las grandes desigualdades y la injusticia social no debe convertirse en el porvenir de los trabajadores y del pueblo colombiano en general.

Los grandes cambios, la defensa de la soberanía y la democracia de nuestra patria reclaman la activa organización y lucha de los trabajadores en el torrente popular y revolucionario nacional y de articulación continental.

El Ejército de Liberación Nacional -ELN- se dispone con todas las organizaciones y el pueblo en general para aportar en la construcción de un mundo mejor. El Capitalismo destruye a los seres humanos y al planeta, es hora de que los hombres y las mujeres de todo el planeta nos dispongamos a construir un nuevo sistema social que sea capaz de solucionar el hambre, la miseria, el desempleo y el sin sentido que nos ofrece una sociedad como la actual, a los trabajadores y trabajadoras nos queda sólo un mundo que ganar.

Por un Nuevo Gobierno de Nación paz y Equidad

Colombia para los Trabajadores...

Ni un paso atrás...Liberación o Muerte

Frente de Trabajo Internacional Milton Hernádez

ELN de Colombia
1 de Mayo 2010

Ir arriba

ir arriba