martes, 24 de febrero de 2015

Mother Jones: la mujer más peligrosa de Estados Unidos - Celeste Murillo


 En febrero de 1913, Mother Jones fue condenada en una corte militar a 20 años de cárcel por incitar a la violencia. Las crónicas cuentan que quiso leer la declaración de Independencia norteamericana y la arrestaron. Tenía 75 años.
Por esos días el gobernador republicano William Glasscock había impuesto la ley marcial por tercera vez en la región con el objetivo de derrotar la huelga minera de Paint-Greek-Cabin Greek (West Viginia, Estados Unidos) que había comenzado en abril del año anterior.  
  Mary Harris, conocida como Mother Jones, nació en 1837, en un hogar de militantes irlandeses; conoció el exilio  joven, cuando su familia huyó al Canadá, donde obtuvo su título de maestra. De regreso en Estados Unidos, luego de trabajar como maestra unos meses, renunció al estricto convento donde dictaba clases porque prefería zurcir que mandotear a niños pequeños" y se mudó a Chicago, donde trabajó como costurera.  
   En 1861 se casó con George Jones, un obrero fundidor, con quien daría sus primeros pasos en la lucha proletaria. Seis años después, su marido y sus hijos murieron en la epidemia de fiebre amarilla de fines de los años 1860 y en 1871 perdió su casa y taller en el gran incendio de Chicago.   
Estas tragedias personales, sin embargo, no la doblegaron, siguieron moldeando su personalidad aguerrida: Jones se transformó en organizadora sindical, estaba convencida de la organización independiente de la clase obrera: "Lo que un estado no consigue, lo que un minero contra una corporación podereosa no puede alcanzar, puede lograrlo un sindicato". La socialista Elizabeth Gurley Flynn, la  describía como "la mejor agitadora de nuestra época".
  "Si me quieren colgar, que me cuelguen. Cuando esté en el cadalso voy a gritar Livertad para la clase obrera"         
 leer más : Mother Jones: la mujer más peligrosa de Estados Unidos 

No hay comentarios:

Ir arriba

ir arriba