sábado, 24 de enero de 2015

Argentina: Vida Real, torturas y en Ezeiza también se 'suicidan'

Matías
 Mientras los medios de comunicación locales e internacionales dedican grandes espacios al caso Nisman, como es de costumbre lo que afecta a los pobres, a marginados, los problemas carcelarios del país, mutis por el foro.
En esta Argentina 'democrática', desaparecen personas, como Julio López seguramente en manos de alguna fuerza política del Estado (nadie investiga, pocos reclaman); claro, Julio López era un testigo pesado en el caso de crímnes del Estado bajo la dictadura. 
En esta Argentina, del 'gatillo fácil',de  persecución y cárcel a trabajadores y luchadores sociales y sistemas carcelarios donde la tortura es pan de cada día, los medios de 'información masiva' no dan cuenta de tales sucesos.
Y a esto le llaman libetad de prensa, opinón, etc.
La realidad es otra.
 La madre de u joven preso denunció graves torturas a su hijo          
 (APL) La madre de Matías Javier Robledo, quien se encuentra cumpliendo condena en la Unidad Penarl Nr 1 de Corrientes, presentó hoy una denuncia penal ante la Fiscalía de Feria por torturas, apremios ilegales y lesiones gravísimas por parte del personal penitenciario. En la presentación judicial, Rosa Noemí Ramírez señala que desde que ingresó y hasta la fecha, su hijo fue maltratado y amenazado de muerte, mancillado y humillado. Esta situación se profundizó en el año 2014 durante el cual su hijo sufrió 3 episodios de golpizas severas, malos tratos y vejámene, que pusieron en riesgo su vida. A su vez, Matías fue sometido a descargas eléctricas con picana. El pronóstico médico sobre su estado es desaletador, ya que producto de esas lesiones podría quedar parapléjico.
 leer más:La madre de un joven preso denunció graves torturas a su hijo 
CPFNº1
 (APL) Un joven murió ahorcado en una celda luego de ser torturado por agentes penitenciarios, el miércoles 21, en el CPF Nr1 de Ezeiza. Según testimonios reservados, sus compañeros golpearon las puertas y gritaron para que sea auxiliado pero ni los médicos ni los uniformados de requisa que lo habían molido a palos, acudieron a los llamados. En el mismo establecimiento, otro preso -de edad avanzada- falleció ayer de un ataque cardíaco mientras era hostigado y obligado a correr.                 leer más:Dos nuevas muertes en Ezeiza 

No hay comentarios:

Ir arriba

ir arriba